La Policía y el Ejército detienen a tres líderes sociales de Micoahumado

El Congreso de los Pueblos exige su inmediata puesta en libertad y denuncia la militarización del casco urbano, el aumento de paramilitares y las amenazas a líderes de la región. Los asistentes a un acto en Barrancabermeja impidieron la detención de una cuarta lideresa.

Tres líderes sociales de Micoahumado, en el Sur de Bolívar, han sido detenidos en las últimas horas por agentes de la Policía y del Ejército, mientras que miembros del CTI (Cuerpo Técnico de Investigación de la Fiscalía) lo han intentado con una cuarta que se encontraba participando en un acto público de Barrancabermeja, cuyos asistentes han impedido su salida. Los hechos han sido denunciados por el Congreso de los Pueblos que asegura que se trata, en todos los casos, de reconocidos líderes sociales que ya habían sido objeto de amenazas y persecuciones por parte de paramilitares. Advierten, además, que estas detenciones se producen en un contexto de fuerte militarización del casco urbano del corregimiento de Micoahumado, de paramilitarización de la región y de amenazas a líderes y lideresas de la zona.

Por todo ello, han exigido la liberad inmediata de los tres detenidos: Milena Quiroz, Isidro Alarcón Bohórquez y Francisco Zabaleta; se esclarezcan los hechos que rodean a su retención y se den garantías a los voceros de la Comisión de Interlocución del Sur de Bolívar, Centro y Sur del Cesar y todas las organizaciones sociales. Asimismo, el Congreso de los Pueblos pide que se responda por los bienes dañados en el marco de estos hechos y por los elementos que se sustrajeron.

Milena Quiroz Jiménez, que fue detenida en su vivienda en el municipio de Arenal, es defensora de Derechos Humanos, lideresa social desde hace más de 15 años, vocera de la Comisión de Interlocución del Sur de Bolívar, Centro y Sur del Cesar, representante Legal de la Cooperativa Multiactiva de Arenal y del Consejo de Comunidades Negras Casimira Olave Arincon Amela. Además es comunicadora popular de la Emisora Comunitaria de Arenal “La Negrita”, perteneciente a la Fundación Rescate Cultural de Arenal y lideresa del Congreso de los Pueblos y de la Cumbre Agraria Étnica y Popular, donde lidera los proyectos productivos que ejecuta la Cumbre Agraria con el Ministerio de Agricultura y Desarrolllo Rural.

Arisolina Rodríguez es lideresa del Proceso Ciudadano por Micoahumado; Isidro Alarcón Bohórquez es líder del Proceso Ciudadano por Micoahumado y Francisco Zabaleta se desempeña como representante legal de la Asociación de Mineros de Casa de Barro. Todos estos procesos componen el Congreso de los Pueblos y la Comisión de Interlocución del Sur de Bolívar, Centro y Sur del Cesar. Precisamente, el pasado 14 y 15 de marzo, durante la subcomisión de esta mesa de interlocución, Milena Quiroz denunció la situación de los derechos humanos de los habitantes y los conflictos socio ambientales y territoriales originados a partir del avance de megaproyectos como la Ruta del Sol, la navegabilidad del río Magdalena, los puertos multimodales, el extractivismo minero-energético y los proyectos agroindustriales de palma aceitera. Este miércoles, narra en un comunicado el Congreso de los Pueblos, se había trasladado a Barrancabermeja para asistir a un evento sobre garantías y participación del punto 3 de los acuerdos de La Habana. Después de su intervención miembros del CCTI han entrado al recinto a capturarla pero los asistentes no lo han permitido.

 

Las capturas de los otros tres líderes se han producido de manera simultánea entre el 21 de marzo y 22 de marzo.

El incremento de las amenazas contra los líderes de la región ha sido denunciado de forma reiterada por la Comisión de Interlocución del Sur de Bolívar, Centro y Sur del Cesar, insiste el Congreso de los Pueblos, que critica la inacción del Gobierno “que no ha realizado acciones contundentes, pero si se ha ocupado por rebajar la gravedad de las acciones en contra de los líderes sociales”.

El Congreso responsabiliza “al Gobierno Nacional de los hechos que vienen desarrollándose en la región que afectan gravemente los derechos de los y las pobladoras del Sur De Bolívar.

Micohaumado es una zona en la que el ELN se hizo fuerte en los años 70. A partir del 2000 llegaron los paramilitares. Ante la confrontación entre unos y otros y la amenaza ‘para’, el 14 de marzo de 2003 sus pobladores crearon la “Asamblea Popular Constituyente”, un experimento de movimiento social por la paz que venía gestándose desde el año anterior, y que sirvió para mediar entre los dos grupos, imponer algunas condiciones incluido el Ejército, y frenar las arremetidas contra la población civil. La tranquilidad se vio alterada el pasado mes de diciembre cuando el Ejército mató a un comandante del ELN, según cuenta en El Espectador el profesor Víctor de Currea-Lugo, que a través de su cuenta de twitter advertía hace solo unos días el Ejército “patrulla (en Micoahumado) con gente encapuchada. Y gente vestida de policía toma fotos de casas de líderes sociales”.